Joan Miquel Oliver. Manel

joan-miquel.jpg Joan Miquel Oliver. Manel
Festival Cruïlla de Cultures

Mataró. 17 de julio del 2009

La noche del pop catalán en el festival Cruïlla de Mataró fue un éxito, aunque ninguno de los dos tienen una puesta en escena para grandes festivales, la música de ambos es más bien intimista, resultó un éxito en la noche del viernes. Empezó Oliver con canciones sencillas en que él sólo con la guitarra o acompañado por un bajo y batería dio un repaso a sus últimos trabajos, intercalando comentarios políticos o sociales que le aproximaban al público, este correcto pero no muy emocionado, al final, algunos temas más eléctricos mostraron la parte más roquera de Oliver y cerró con un homenaje a Kevin Ayers, todo un gesto por recuperar una parte de la historia del pop, que muchos de los presentes desconocen. Desde el momento en que aparecieron los Manel, quedó claro que el público estaba aquí por ellos, no es extraño que este cuarteto de chavales hayan sido la novedad más importante de este 2009 en Catalunya, todo el público conoce sus canciones, sus versiones, sus nombres, los idolatran, y además se lo merecen, han sabido construir una historia de doce canciones, de doce pequeñas historias que te hablan de todo aquello que no es importante pero te sirve para seguir tirando adelante, eso es pop, tres minutos para cada historia, historias de parejas que nunca se pueden encontrar, Nit freda per ser Abril de tipos que quieren una vida mejor que no existe, Els guapos són els raros, de cómo a pesar de todo, Ens en sortim, bien ya conocéis sus canciones, qué os voy a explicar que no sepáis, pues el concierto, por si no estuvisteis. Además de presentar sus temas, tenían ganas de que el público se las creyese, (al principio hubo problemas con el sonido) el público colaboró con ganas, coreando, marcando ritmos cuando se lo pedían y al final en todo un ejercicio de estilo que resultó muy divertido, partiendo de Correndas, el tema que cierra el disco y que se basa en estrofas que siempre acaban en Ens ha costat Deu i ajuda de arribar fins aquí, (nos ha costado Dios y ayuda de llegar hasta aquí) los Manel pidieron la colaboración del público para que subieran y aportaran sus pareados, poco a poco un grupo de nuevos rapsodas fue desfilando por el escenario para exponer sus versos acompañados por la música repetitiva, casi velvetiana del cuarteto de Barcelona, fue divertido y hubo gente que lo hizo pero que muy bien, me quedo con el humor de una pareja de jóvenes que explicaron que habían tenido que saltar la valla para estar en el concierto , ens ha costat deu i ajuda d’arribar fins aquí. Todavía hubo tiempo para versionar a Els Pets i a Pulp, al final otra versión me chivaron que de Shakira. Una noche divertida, y un grupo que pasa por un momento mágico, ya que tiene al público y a la crítica a su favor, por algo será. // Candido Querol 

   

Joan Miquel Oliver – Final Feliç from La Rulot on Vimeo.