Skaos

skaos-silver.gif Skaos
"Silver"
Pork PIe / Ventilador Music, 2006

Skaos entran en el Olimpo y celebran sus bodas de plata a lo grande. Y soplan las velas de esta especial tarta con un sudoroso doble álbum. Mucho ha llovido desde que empezaron a darle a su característico upbeat allá por el año 1981, pero mantienen las constantes vitales excelentemente, como se puede apreciar en el disco registrado en directo durante su gira europea del 2001. Los alemanes practican un ska peleón de ascendencia punk y vigoroso encofrado. Una bailonga propuesta de acelerado ritmo no muy alejada en intenciones a la de los franceses Skarface.  El espíritu festivo del combo queda patente en números como el spaghetti-western Jesse James, o la vertiginosa Ska skank down party, que obra como una inyección para activar el resorte en los pies y los brazos. O I love to dance, una canción que recuerda a los británicos Bad Manners, y que aparecía en aquel añejo recopilatorio de 1989 titulado Skanking round the world. También destaca una lograda versión del My Sharona de The Knack, con tanto empuje y frescura como la original. Silver es una buena carta de presentación para quién no conozca a una banda que se salta a la torera el purismo jamaicano, y se deja contaminar por estilos ajenos  que rezumen efervescencia y aroma a fiesta. //  Miguel Angel Sánchez Gárate