Owiny Sigoma Band

OwinySigomaBandCD
Owiny Sigoma Band
“Power punch”  Brownswood, 2013

Poco a poco aumenta la nónima de artistas africanos que concilian géneros aparentemente tan antagónicos como la música eléctrónica occidental y la música tradicional africana. Ahí está la nutrida producción sembrada por la cantera de Congotronics, avanzadilla del sello belga Crammed Disc. Nombres como los de Konono nº 1, Kassai All Stars, Sobanza Mimanisa, Kisanzi Congo o Ndara conjugan de manera iconoclasta y sin miramientos el flirteo entre ambos mundos. A este club debe sumarse la Owiny Sigoma Band, un tándem de dos músicos, los keniatas Joseph Nyamunguy y Charles Owoko. Armados, el primero con el nyatiti, o lira tradicional de este país del Africa oriental, y el segundo, con las baquetas a la batería, hacen migas con el teclista Jesse Hackett, y otros componentes de Elmore Judd Collective. El resultado es un cóctel bastante atractivo. Así si en Nagalo ni piny odag prevalece el espíritu de la música de la raíz, en la que apenas una guitarra y unos teclados ponen la nota de modernidad, mientras el nyatiti resuena con protagonismo; en  Norbat okelo se observan esas constantes propias del sello londinense On-U-Sound, donde las programaciones con rítmica jamaicana ejercen de colchón a una voz repetitiva y tribal. En Lucas malore se acercan mucho al estilo pergeñado por los congoleños Konono nº 1, con esas voces ancestrales y el jolgorio que desata una alocada sección rítmica, a la que se suma el fulgor del nyatiti y una puntual e incisa guitarra. Magret aloor empieza de forma espacial y psicodélica, para dar paso a un primitivo afro-funk con tendencia al trance. Owiny techno parece estar diseñada para un club de música house con una vena un tanto minimal y repetitiva, aunque bajo el trasunto electrónico prima más el espíritu tradicional con una voz recitando una suerte de letanía. Tal vez las piezas más conseguidas sean las de la recta final del disco, caso de Yukimwi, con una rítmica optimista; All together, el tema del lote que quizás suene más occidental y electrónica en conjunto, con unos reverbs y voces sensuales; y el vitalismo y festividad de Johnny ra ha, con un tratamiento donde la repetición de los patrones rítmicos induce totalmente al trance. + info I Relacionados I Miguel Ángel Sánchez Gárate

yH5BAEAAAAALAAAAAABAAEAAAIBRAA7 - Owiny Sigoma Band