El Puchero del Hortelano

el-puchero-del-hortelano.jpg El Puchero del Hortelano
Sala
The Circus, Almería
11 de diciembre de 2009

La sala The Circus recibió la visita de uno de los grupos de mayor tirón de la escena musical andaluza, El Puchero del Hortelano.
Los granaínos, como viene siendo tónica habitual en sus conciertos, llenaron la sala almeriense con un público totalmente entregado a su buen hacer. Su último disco, una grabación en directo de sus mejores temas, representa perfectamente el estado de gracia en el que se encuentra el grupo. Tras muchos años en la carretera, El Puchero del Hortelano recoge allá donde va el fruto de su trabajo, representado en el cariño de la gente que los ve como una de las formaciones más en forma y sinceras del panorama mestizo. Cada concierto lo encaran con una entrega encomible, haciendo cada uno de sus recitales, un espectáculo digno de disfrutar al máximo. Lo suyo es una fusión perfecta de flamenco, rock, rumba e incluso funk, que con el tiempo se ha convertido en un estilo propio y claramente identificable, que nos está dejando su huella para la posteridad.

el-puchero-del-hortelano_0007.jpg

Comenzaron su concierto con Ave Fénix, nuevo tema que se incluirá en su próximo disco, que será publicado a finales del próximo año y del que se espera que sea el mejor de su discografía, avalado por más de diez años de trabajo e innumerables conciertos por los puntos más dispares de la geografía española. Continuaron con un extenso repaso a sus mejores canciones, como Aficiones, Pablito o Sevillanas Hipotecadas. Antonio Arco, con una voz llena de personalidad y un gran carisma en escena, encabeza la formación, perfectamente acompañado por Pablo al bajo, Jose al saxo, Camacho a la trompeta, Jorge a la percusión y la maravillosa guitarra de Patricia Ramos, cuyo virtuosismo aporta la parte más flamenca al grupo.
De ovejas y corderos, Miedo o Ochenta años, fueron otros de los momentos más espectaculares del concierto, hasta que con Quiero Saber, con la que desataron la locura, llegaron al momento en el que se retiraron a los camerinos. Pero había ganas de más y El Puchero lo dio. Maldigo, nuevo tema que, aún sin estar grabado se ha convertido en todo un himno, Supermán y Asuntos Serios, formaron parte de los bises, hasta que finalmente y a petición popular, salieron a escena por segunda vez, para cerrar esta magnífica noche con Alegrías a contramano, con la que se retiraron de forma definitiva entre una cerrada ovación. Con esta entrega y este saber hacer, El Puchero del Hortelano seguirá dando que hablar por mucho tiempo. Relacionados. www.elpucherodelhortelano.com // Texto: Eduardo G. Magaña Fotos: Dalmont